4 de junio de 2011

Los peores programas de televisión

Hace unos días les hice una pregunta a mis seguidores en Twitter sobre cuáles eran los peores programas de televisión, y la lista que haré a continuación es gracias a ellos. Antes de hacer la pregunta, solo tenía en mente unos dos programas, pero después se me abrió el panorama y confirmé algo que sospechaba: la televisión colombiana es perversa, y la TV internacional lo refuerza. Por esa razón es que desde hace unos tres años dejé de ver televisión. Ahora no le dedicó más de dos horas semanalmente. Pasé de ver las parrillas de programación de Telmex, que me decepcionó cuando quitaron los canales internacionales de noticias, a escoger los programas que yo quiero ver por Internet. Ahora me la paso bajando series que sí valen la pena.

10. Los Simpson (desde la temporada 11 en adelante): Esta serie no debería estar en esta lista. De hecho, las diez primeras temporadas son suficientes para colocarla en el Top10 de los mejores programas quizás de la televisión mundial. Al comienzo los temas tratados eran relevantes: armas, matrimonio, religión y problemas ambientales. Desde la temporada once y hasta hoy comenzaron con unos temas rebuscados, explorando personajes y lugares que nunca habían sido importantes y terminaron por acabar totalmente el programa cuando les cambiaron las voces a los actores en latinoamérica a finales de 2004.


9. Mujeres al límite (Canal Caracol): Se sabe que las producciones de Canal Caracol son de muy, muy, bajo presupuesto. La excepción fue 'El Cartel', que resultó ser un éxito, pero al parecer les siguió pareciendo bueno seguir sacando producciones mediocres. Es que 'Tu Voz Estéreo.' me lo aguanto porque tienen buenos escritores, usan varios escenarios y el formato es novedoso. En cambio esto de 'Mujeres al límite' es tan malo que algún día llegue a decir que había que ser un miserable para ver este programa. Yo hago mejores cosas con mis amigos y una cámara de celular. No sé si se han dado cuenta pero lo que hacen en este programa es meter a todo el equipo de producción y a los actores en una casa, y todas las escenas las graban ahí. Es que creen que los televidentes son tan brutos como para no darse cuenta de eso. Y las historias, son un poco patéticas.


8. El Chavo en dibujos animados (Cartoon Network): Hacer esta lista resulta complicado. Todos los programas que aparecen acá son tan malos que es difícil explicar mi criterio de organización. El Chavo en dibujos animados no está peor rankeado simplemente por respeto a sus creadores y a los actores originales. Simplemente es patético ver cómo les cambiaron las voces a los personajes originales y que hayan cambiado totalmente un formato que en su momento fue exitoso. La única razón es que vieron al Chavo como una máquina de hacer dinero. No les bastaba con pasar episodios de hace más de 30 años y con eso se siguieran encendiendo televisores, sino que creyeron que podrían vender un programa que hoy por hoy es el mejor de la historia de la televisión latinoamericana, y vendérselos a los más pequeños.
 
7. El Padre Chucho (Canal RCN): El Padre Chucho no está de primero no porque sea bueno sino porque en el fondo la gente, pecando por ignorante, está viendo algo que le sirve para la vida. Yo no tengo nada contra la religión y más bien respeto eso. En lo que estoy en contra es de que una programadora utilice la religión para ganar audiencia, más aún aprovechandose de una cultura en la que más del 90% de la población cree en algo. La religión para la televisión debería ser como en los conflictos armados, un elemento al que se pide a los enemigos que respeten. Y lo peor de que se utilice de esta forma la religión es que lo hagan en un programa que pretende imitar a Laura en América con las historias más bizarras de la televisión colombiana. Creo que debería haber menos Padres Chuchos y más Camilos Torres.
 
6. Bailando por un sueño (Canal RCN): Este programa tampoco está peor rankeado porque finalmente, así fuera de la manera más horrible, terminaban ayudando a una persona (sólo a una como de veinte que lo necesitaban). Recuerdo gente compitiendo entre sí por la salud de algún ser querido. Era normal escuchar la frase de "necesito ganar este reality para que mi hijo pueda tener un riñón". En serio es mejor no enterarse de esas desgracias familiares a enterarse y no poder hacer nada. El perdedor era condenado quizás a la muerte. Lo más desagradable de la televisión es cuando usan la desgracia de la gente para lucrarse.

 
5. Paris Hilton's My New BFF (MTV): Durante treinta años MTV ha sido el referente de miles de jóvenes en todo el mundo, pero sólo durante los primeros veinte fueron un medio a través del cual muchos definimos nuestra identidad musical. En los 80 sonó Michael Jackson; en los 90 fue Nirvana; pero hoy la música está relegada de un canal que inicialmente era netamente musical. El quinto puesto de este listado no es solo porque sea Paris Hilton, la persona más superficial que existe, quien se muestre como un modelo de amistad. El quinto puesto es por todos los realities que le quitaron espacios a programas musicales a un canal de música. Algo que se vino a consolidar durante los últimos diez años, al menos para el caso de MTV Latino.


4. Protagonistas de novela (RCN): Lo que me molesta de este programa es que hayan pasado diez años y se siga utilizando un modelo que no demuestra más que la falta de creatividad de las producciones de RCN. Por lo menos en MTV cuatro de cada cinco programas son realities, pero todos tienen una temática distinta. Cómo puede ser que en el año 2002 se haya estrenado 'Protagonistas de Novela' y justamente el año pasado se haya transmitido una nueva temporada. Y es que nada más sencillo que meter gente en un sitio y poner cámaras para grabar lo que sucede durante todo el día. Peor aún es que las universidades y escuelas de cine tengan gente con buenas ideas y los canales nacionales sigan quemando algo fue exitoso hace diez años.
 
3. Ganamanía (RCN): A los canales privados de televisión no les parece suficiente ganar dinero con la pauta que tienen en la mañana, en las tardes y en las noches, sumándole a eso que durante los fines de semana esto cambia. Tienen que inventarse alguna forma de seguir ganando dinero, pero esta vez no a costa de los anunciantes sino de la gente ingenua que, a las 12 de la noche, cuando ya nadie pautaría en televisión, envía mensajes de texto o hace llamadas a precios altamente ridículos, porque el sueño del colombiano común no es ganar dinero trabajando duro sino sacándose la lotería. Ojalá los canales privados sigan imponiendo esta mentalidad.

 
2. El lavadero (RCN): A mí no me cabe en la cabeza cómo una persona tan peligrosa para la sociedad como 'La Negra Candela' tenga su propio programa de televisión. Existe una sentencia de la justicia contra ella por haberse metido en la vida íntima de alguien y revelar información que solo le debería interesar a la persona afectada. Peor aún es que siga en las mismas, contando detalles de la vida de las personas que a nadie le debería preocupar. La televisión debe educar, entretener e informar, pero dedicarse solo a uno de estos puntos hace más mal que bien.

 
1. Estilo RCN: A los noticieros de los canales privados no les basta con dedicar la mitad del tiempo de la emisión a notas que más que de ser de farándula deberían ser culturales pero que finalmente no lo son. Tienen que crear un espacio después del noticiero después del medio día para entregar información que realmente no sirve para nada. Es que a los televidentes no les basta con ver los adelantos de sus telenovelas entre comerciales, sino que tienen que saber hasta el más último detalle de las personalidades del canal.

 
La única forma de que este tipo de programas desaparezca es apagando el televisor. Nosotros tenemos el poder y ellos no ganarían dinero si no fuera por nosotros. Esta es la única forma de ver televisión decente en Colombia, con programas que eduquen más como Pirry, Contravía o noticieros decentes como Noticias Uno; e incluso canales culturales como Señal Colombia o los de noticias que Telmex nos quitó a una parte de los usuarios.


Imagen propiedad de Lordbastard

5 comentarios :

Rick B. dijo...

Y te digo que incluso una lista de 50 sería insuficiente para englobar la cateva de programas inoficiosos que llena la televisión. Ahí están todas las ediciones del "Desafío de las regiones", "Los comediantes (?!) de la noche", "Muy buenos días" y su rival de Caracol, entre otros.

Daniel Afanador dijo...

ajajajaja...es que incluso escoger 10 programas fue difícil. qué tal hubiera sido escoger los 50. lo difícil sería escoger el primer puesto

Jctrejosr dijo...

Te faltó el Desafío y Fuera de lugar.

Televidente dijo...

le falto "Muy buenos días", quien no esta mamado de la prepotencia de jota mario (trata al televidente como si fuera un bobo que no entendiera)

JUancho dijo...

Que me dicen del "Show del Sucho" de ese embolador que quiere parecerse a Jaime Garzón....ese programa si da asco....